Simulador de Tiro avanzado VirTra

Simulador de tiro consola centralHace poco más de un año tuvieron lugar en España unas jornadas de presentación, dirigidas a profesionales de unidades de élite de los ejércitos y de las Fuerzas de Seguridad del Estado, del que está considerado como el sistema de simulación de tiro para armas ligeras más avanzado del mundo. Lo fabrica la firma estadounidense VirTra -en España es distribuido por Andreu Soler i Associats, aasias.com– y aquellos que asistieron a las mismas pudieron probar, en primera persona, las aportaciones que el uso de esta alta tecnológica -son más de setecientos cincuenta los simuladores de esta compañía operativos en todo el mundo- puede
ofrecer para conseguir un entrenamiento muy realista, fiable, en un entorno cien por cien seguro y con una eficacia muy alta todo ello a un coste de operación muy bajo.

Experiencia personal

No hace muchos meses, en un entorno bien distinto -la ciudad estadounidense de Las Vegas-, tuve la oportunidad de asistir a unas demostraciones destinadas a presentar los últimos desarrollos del mismo a diferentes entornos profesionales de carácter internacional. Aun recuerdo una de las experiencias que me aportó aquella práctica. Me encontraba enfrascado resolviendo una situación con adversarios armados cuando un primer calambre recorrió mi cintura y una segunda sacudida instantes después. Había

Simulador de tiro silueta
El control informático del sistema permite un seguimiento preciso de todas las prácticas, el orden de los impactos y los calibres de cada uno.

sido “alcanzado”, y así se me indicaba para una mejor percepción personal, por los disparos de uno de los asaltantes a los que yo buscaba neutralizar con la pistola Glock -convenientemente adaptada para poderla usarla sin capacidad de fuego real, pero conservando las reacciones propias como si disparara cartuchos reales- que empuñaba. La adaptación de la pistola consiste en la sustitución del cañón normal por otro modificado para enviar pulsos láser no visibles y seguros para la vista, y un cargador con aire comprimido para el retroceso.

Llevaba varios minutos recorriendo un escenario virtual que simulaba un centro educativo con una situación de “active shooter” -tirador activo- y había actuado sin problemas ante dos sujetos armados que me encontré en mi progresión. Al haberlo hecho, instintivamente me relajé y eso es un grave error. Siempre alerta, y si puede ser con el 110% de intensidad en nuestros sentidos, pues de ello puede depender el éxito o el fracaso o incluso el perder la vida.

Simulador de tiro pantalla de control
Pantalla de control del Instructor durante la programación de un ejercicio.

Pese a haber sido alcanzado, disparé contra mi oponente y neutralicé su amenaza. La práctica cambió para mí, en lo que era mi atención respecto de aquel entorno simulado, y también en mis movimientos que se volvieron más cautos y, sobre todo, más meditados. Cada esquina, cada puerta abierta, cada sujeto herido que me encontraba, cada…, derivaban en una predisposición de atención total a mis desplazamientos y acciones, para detectar la presencia de agresores antes de que ellos tuviesen tiempo de actuar contra mí. Al finalizar aquellos minutos intensos de elaborada práctica el instructor me mostró las imágenes a cámara lenta y con todo lujo de detalles de mis reacciones, donde había alcanzado a los asaltantes cada uno de mis disparos y aquellos que no lo habían hecho, y también incidió en mis aciertos y errores.

Simulador de tiro realismo en la simulación VirTra
La realidad de los escenarios es insuperable. El tirador queda inmerso en la acción

Hoy, varios meses después, recuerdo lo aprendido. En situaciones en las que las armas de fuego se empuñan, hay que tener una percepción máxima sobre todo lo que acontece a nuestro alrededor -incluso aquello que, a primera vista, podría parecernos no ser relevante- y hay que ser preciso en el apuntamiento y la acción de fuego, evitando acciones impulsivas e imprecisas que pueden tener como resultado un final no pretendido o no acorde con las directrices.

Simulador de Tiro Calibración VirTra
La calibración es muy sencilla, precisa y simple. Dispone de un proyector y de una cámara de seguimiento por pantalla.

VirTra, a través del simulador V-300 ML, ofrece una percepción situacional que cubre un rango de nada menos que 300o grados -de los 360o totales- alrededor de aquel o aquellos que se entrenan en él, había conseguido “impactar” en mí. No por los disparos recibidos, sino por la conclusión personal extraída de vulnerabilidad real ante situaciones que un profesional se puede encontrar durante el desempeño de su actividad diaria o en el caso de incidentes más extremos que tengan un carácter excepcional -como situaciones con rehenes o terroristas- para los que también hay colectivos concretos que deben estar preparados para darles la adecuada respuesta.

Mi experiencia, aquel día, también me llevaría a realizar unos ejercicios con el simulador modelo V-100 Marksmanship usando un fusil de asalto tipo M4 del 5,56x45mm -así mismo modificado y sin capacidad de fuego real para su uso con el simulador-, aproximación en la que encontré un sistema mucho más avanzado y con una capacidad superlativa a la hora de ofrecer infinitas posibilidades para hacer prácticas básicas, ejercicios más dinámicos, entrenamientos ante blancos de oportunidad que se nos puedan presentar durante unos pocos segundos, blancos móviles, capacidad que el sistema amplía a otras posibilidades más que confieren al simulador VirTra sus excepcionales prestaciones. Estas últimas, infinitamente mejores que las de otros simuladores que ya había tenido la oportunidad de conocer con anterioridad, algunos dudosamente operativos en unidades policiales y militares españolas y con muchos problemas de funcionamiento.

Simulador de tiro blancos
Blanco militar que se plega hacia atrás en el momento del impacto, recuperando la verticalidad automáticamente. La linea roja es la estela de una trazadoraMe gustó comprobar que los personajes pueden programarse para que caigan solo si reciben el impacto en una zona vital, y que si quedan heridos siguan abriendo fuego. 

Simulación, la única opción

Pocos meses después de esa experiencia descrita volví a encontrarme con VirTra. Estaba en Abu Dhabi, asistiendo a la feria IDEX 2015, y allí se mostraba en un pabellón muy concurrido, tanto que se hacía difícil ver a quienes interactuaban con el sistema o a los que explicaban las diferentes opciones que ofrece.

Llegado este punto alguno se preguntará ¿y que tiene VirTra que no tengan otros para que el autor insista en esta propuesta? Pues la respuesta no se la voy a dar de forma clásica. Lo que haré será explicárselo con bastante detalle para que ustedes, por sí mismos, lleguen a sus conclusiones, aunque ya les digo que la realidad de la percepción obtenida usándolo supera con creces las expectativas positivas que seguro que tendrán de él.

Simulador de tiro imagen real VirTra
El modelo V-300 produce la inmersión total del instruido en la simulación.
Simulador de tiro detalle del impacto VirTra
Imagen congelada del momento en que el operador neutraliza al agresor, armado con pistola, con un disparo en la zona parietal derecha.

Lo que VirTra ofrece es un sistema de simulación de tiro con armas ligeras avanzado y digital que trabaja con imágenes de vídeo real en tiempo real. Es el resultado de una dilatada evolución de un concepto en el que se ha tomado en cuenta la necesidad del usuario para brindarle aquellas soluciones más adecuadas y que se adapten de forma más precisa a las distintas necesidades que colectivos militares y policiales puedan tener, tanto si se trata de la primera toma de contacto con las armas de los futuros agentes o soldados como si se trata de organizaciones tan distintas como puede ser un Grupo de Operaciones Especiales o una estructura policial de una ciudad española de tipo medio.

El simulador VirTra es muy efectivo para los más noveles con ejercicios básicos de tiro para adquirir destreza y seguridad, sin riesgo de accidentes ni disparos fortuitos, en el manejo de las armas en un entorno de total seguridad. Pero también lo es para los ejercicios periódicos de reciclaje de agentes y soldados y también para unidades de élite y de operaciones especiales donde la dificultad de los ejercicios puede ser tan alta como el instructor decida, activando tantas variables como crea necesario.

Simulador de tiro inmersión total VirTra
El modelo V-300 produce la inmersión total del instruido en la simulación
Simulador de tiro situación real VirTra
El instruido se enfrenta a una situación de atacante con un rehén.

Ambos colectivos, y otros más que se decidan por VirTra frente a otras soluciones mucho menos elaboradas y eficientes en lo que a capacidad técnica de formación se refiere, lo que se van a encontrar es una serie de modelos que se adaptan a distintos requisitos y han sido concebidos por profesionales militares y policiales que piensan en las necesidades de sus compañeros. Los simuladores más avanzados son el modelo V-300ML para prácticas de simulación de escenarios de tiro en actuaciones individuales o en binomios, y el modelo V-100 Marksmanship para entrenamiento de tiro y simulación en grupos de hasta seis tiradores, este último con posibilidad de aumentar hasta una línea de treinta tiradores aumentando el número de pantallas.

El modelo V-300, y su versión militar V-300ML, destaca por el realismo de las simulaciones que presenta, tanto de la imagen visual de los espacios recreados como de quienes en ellos interaccionan, ya que en ambos casos son imágenes reales, espacios reales y personajes reales conseguidos con películas interactivas en vídeo real y tiempo real. El sistema está dispuesto en racks de configuración transportable y puede situarse en diferentes espacios y entornos. Está formado por cinco pantallas que generan una estructura de nada menos que trescientos grados alrededor del operador, otros tantos proyectores frontales o traseros -estos últimos ocupan más espacio pero permiten que el usuario se aproxime hasta casi tocar las pantallas sin interferir en su haz de luz ni en la visión de las cámaras de seguimiento, además de poder situar elementos reales o personas delante de las pantallas sin interferir en la imagen- y un potente sistema de procesadores y complejos algoritmos de software se encargan de la gestión del conjunto, en especial de las imágenes para lograr un realismo que no tiene parangón en el mercado internacional.

Simulador de Tiro inmersión V300  VirTra
Muestra parcial de tres de las cinco pantallas del modelo V-300.

Con esta disposición consiguen simulaciones especialmente efectistas y que quien interviene en su resolución se vea involucrado en ellas con el mismo nivel de adrenalina y excitación que si de situaciones reales se tratase, mejorando así su percepción de cara a respuestas e incidiendo en que las prácticas mejoren su capacitación y preparación individual y de trabajo en equipo. El simulador V-300ML, como los otros de la gama VirTra, incluye un sistema de audio de alta potencia y calidad que ayuda a una mejor inmersión en el escenario y puede usarse con el apoyo del conjunto “Treat-Fire” que se coloca en la cintura del operador para que perciba vibraciones o impulsos eléctricos que ayuden a “reforzar” su entrenamiento en situaciones de alta tensión y estrés.

Si se desea, pueden retirarse cuatro de las cinco pantallas y así formar a tres operadores en configuración de galería de tiro a distancias cortas. De esta forma, y con un único simulador, se pueden cumplimentar tanto ejercicios más convencionales -los normales estáticos que incluyen manipulaciones y prácticas de precisión- como otros dinámicos que presentan situaciones de mayor complejidad y más enmarcadas en la realidad. Sea cual sea el tipo de práctica que se realice, importante es señalar que estos entrenamientos inciden positivamente en los ratios de efectividad policial/militar, reduciendo la posibilidad de alcanzar a inocentes. Se consigue que los que practican en continuidad tengan más habilidad para evitar ser alcanzados por aquellos a los que en el devenir de sus operativos tengan que enfrentarse, reduciendo los tiempos de reacción y mejorando las manipulaciones de las armas.

VirTra ofrece soluciones intermedias a los V-300 y V-300ML para presupuestos más ajustados. Una es la V-180, una propuesta similar a la anterior en lo que son sus vídeos interactivos reales, la movilidad o la opción de disposición doble de los proyectores, pero con tres pantallas que consiguen presentaciones visuales de ciento ochenta grados. Es suficiente para trabajar con escenarios realistas más concretos, se adapta bien a presupuestos limitados y ofrece un concepto portable muy interesante.

Otra es el modelo V-100 Marksmanship. Sin duda, es el más operativo y práctico de los simuladores VirTra, el más demandado y el más avanzado del mercado. Tal vez no tan vistoso como el V-300ML, pero claramente se posiciona con el mayor rendimiento. En casos en los que no haya limitación de presupuesto la mejor opción será la combinación de ambos. El modelo V-100 Marksmanship, que cubre el 99% de las situaciones, dispone de una única pantalla de 5 metros de largo y 2,7 metros de alto que permite hasta seis líneas de tiro simultáneas e independientes capaces de simular distancias desde cero hasta 500 metros. Está especialmente dirigido al entrenamiento tanto de precisión como de velocidad en distintas posiciones, contra diferentes blancos y a aquellas distancias que se precise. Pueden combinarse hasta cinco pantallas de forma simultánea controladas por un único servidor, la colimación de las armas se realiza sobre la pantalla de una manera sencilla y rápida. Es sumamente preciso: el error máximo acumulado es de 8 milímetros a cien metros.

Simulador de Tiro Movimiento arma Virtra
Movimiento del cañón del instruido y momento preciso de la realización del disparo

Si bien el láser no visible que utiliza viaja en línea recta, como todos los láseres, el algoritmo del programa modifica la recta por la parábola, que es como viaja realmente un proyectil, pero afectada por el calibre, coeficiente balístico, el peso, su velocidad inicial y además la climatología del escenario: altitud, temperatura, lluvia, viento, etc. recreando la balística de cualquier arma de fuego corta o larga hasta el calibre .50 Browning así como los diversos tipos de proyectiles: trazadores, blindados, etc.

Admite la opción que cada uno de los tiradores emplee un arma distinta y tenga su objetivo o blancos a una distancia diferente porque el ejercicio de los que se entrenan puede ser distinto. Permite guardar las tarjetas de tiro con los resultados de los ejercicios de cada tirador para comprobar su progresión a lo largo de un periodo, permite acercar los blancos a escala 1:1 para facilitar la medición exacta de las desviaciones de tiro e incluso admite la utilización de vídeos. Comentar también que gracias a su configuración y facilidad de ajuste permite un fácil transporte para poderlo desplegar donde se requiera.

La mejor inversión

Relevante en las prestaciones de los simuladores de VirTra es el suministro de unos kits de conversión de bajo mantenimiento pero con capacidad de decenas de miles de disparos que se acoplan a distintos modelos de armas de fuego -pistolas Beretta, SIG-Sauer, Glock, etc. y fusiles tipo M4, HK-G36, HK416, etc.-, reemplazando determinadas piezas fundamentales y haciendo que queden en disposición de sólo ser usadas para estas prácticas e inútiles para hacer fuego real, siendo posible emplear en ellas visores como los Aimpoint de punto rojo y módulos de luz y láser todo ello en aras de conseguir que el soldado o el policía pueda entrenar con su propia arma.

Simulador de Tiro CO2 económico VirTra
Armas No Letales producidas por VirTra: Taser, spray de defensa, etc. Dos pistolas Glock y un M4 con óptica Aimpoint equipados con el kit de conversión VirTra que las hace inútiles para fuego real. Seis cargadores de pistola. Dos “Treat Fire” y un cargador de M4.

Básicamente, consiste en sustituir el cañón por un módulo que proyecta un láser no visible de baja potencia y seguro para la vista, y unos  cargadores que acogen en su interior unas bombonas estándar de aire comprimido de CO2 de 12 gramos y recargables, con un coste inferior a 0,001 euros por disparo. Efectivamente ¡1.000 disparos por 1 euro!. Las bombonas se llenan automáticamente con dióxido de carbono en sólo diez segundos mediante la estación de recarga automática portátil en la que el operador tan solo debe situar el cargador y apretar un botón proporcionando con ese CO2 el realismo de un potente retroceso de 900 PSI de igual intensidad que el retroceso del arma de fuego, mucho más potente que los otros simuladores de otros fabricantes que comenté anteriormente.

Esos kits simulan el funcionamiento real de forma que las correderas se accionan y los cierres se mueven, consiguiéndose sensaciones virtualmente idénticas a las reales. Los cargadores pueden ser “simples”, que funcionan cada vez que se active el gatillo y hasta agotar el aire de las bombonas, o “inteligentes”, éstos con un sistema de comunicación vía Wi-Fi con el servidor para poder simular interrupciones, programadas previamente por el instructor, que obliguen al operador a intervenir o a cambiarlos.

Con esta disposición, sencilla de instalar y de bajo mantenimiento, se reducen notablemente los costes de operación, de recursos y logísticos, se reducen las emisiones de gases nocivos, los efectos indeseados propios del plomo, el riesgo de accidentes, el coste de las unidades medicalizadas, el desplazamiento de tropas o agentes, costes de dietas y el tiempo “perdido” durante esos desplazamientos.

Con ello no quiero decir que no se deban hacer prácticas de fuego real en campos y galerías de tiro, pero sí que una reducción al 10-15% y un 85-90% de simulador como hacen otros ejércitos y policías rentabilizaría mucho mejor el dinero público y la formación de los operadores.

Esto mismo ya se está haciendo en circuitos de formula 1 o en el pilotaje de cazabombarderos de combate, con sus evidentes mejores resultados y reducción de riesgos y costes, y además entrenando de noche, con viento o lloviendo, mientras fuera de la sala es de día, sin viento y hace sol, o viceversa.

Simulador de tiro V-Author VirTra
El software V-Author Pro dispone de infinidad de escenarios, además de permitir crear los propios a partir de fotografías, personajes reales para situar en el escenario escogido, complementos como paquetes bomba, EODs, etc todo ello a disposición del instructor para crear la simulación deseada.

Escenarios, Blancos y Figurantes

VirTra proporciona escenarios, actores, figurantes, agresores, etc. para operar con ellos en diferentes idiomas, lo que permite entrenamientos en el que el uso de la fuerza puede incluir órdenes verbales entre el instruido y aquellos presentados en las simulaciones virtuales. Se puede trabajar con una amplia variedad de escenarios interactivos proporcionados por VirTra -a junio de 2015 son ya nada menos que 85 escenarios, siete campos de tiro, 48 personajes, 190 blancos y más de 100 ejercicios distintos de instrucción- que han sido grabados en vídeo real en tiempo real y programados y en los que se conjugan tanto la presencia de actores como de efectos especiales, o generarse otros mediante la inserción de fotografías o vídeos propios. Incluso, gracias al software V-Author Pro que puede conjugarse con los modelos expuestos, pueden crearse de una manera sencilla, intervenciones de manera local. A nuestras imágenes, que incluso pueden haber sido tomadas por un teléfono móvil, se les añaden personajes en video -buenos, rehenes, figurantes, malos,…- que interactúan con el tirador y que están enlazados con vídeos de transición para pasar de una situación a la siguiente. Se requieren de una a veinte fotografías para recrear cada situación. Sobre los escenarios proporcionados por el fabricante les diré que muchos recrean incidentes reales y que otros han sido concebidos para incidir en la preparación psicológica del instruido en técnicas de combate próximo o para generar un alto índice de estrés que influya en las reacciones.

VirTra ofrece en sus simuladores, la posibilidad de variar el entorno con modificaciones y que se pueda escoger entre un extenso catálogo de sonidos -disparos, ladridos, movimientos de aeronaves, llanto de un bebé,…- y está disponible la capacidad de simulaciones de baja luminosidad mediante linternas que “iluminan” la zona hacia donde se enfocan. Hay opciones para realizar los ejercicios con apoyo de equipos de visión nocturna. Están disponibles ejercicios con armamento no letal en las que se trabaja con defensas policiales extensibles, sprays o dispositivos electrónicos de control Taser o lanzadores no letales de 40mm especialmente adaptados para prácticas especialmente realistas.

Simulador de tiro Taser VirTra
El agresor virtual se halla bajo los efectos del Taser activado por el instruido.

Esta gama de simuladores de tiro para armas ligeras aporta todo lo necesario para ofrecer a aquellos que los tienen a su disposición unos conceptos de formación muy claros y perfectamente definidos. De un lado, posibilitan un ahorro sustancial en lo que son los costes recurrentes derivados del uso de munición real, sobre todo en unidades que disparen mucho o en plantillas grandes. De otro, generan una seguridad añadida al no usarse la anterior y poderse instalar el equipo de simulación en cualquier sala. Lo reseñado refuerza lo que se pretende obtener: profesionales muy bien instruidos y con capacidades de respuesta motora entrenadas para hacer que sean especialmente eficaces cuando se tengan que enfrentar a la posibilidad de emplear un arma de fuego contra terceros.

En todos estos productos, que no debe olvidarse ofrecen la posibilidad de entrenar en ellos durante las veinticuatro horas del día y los trescientos sesenta y cinco días del año, llama la atención lo bien resuelto que está todo el “soporte” informático puesto a disposición del instructor para lograr la mejor enseñanza de los que instruye. Se pueden adaptar los escenarios y prácticas a varios niveles de dificultad, pueden programarse acciones en zonas interiores o exteriores, hay posibilidad de modificar las condiciones ambientales del lugar, los menús presentan los disparos realizados por cada una de las armas involucradas en los supuestos, se puede trabajar de forma individual o en grupo,  hay opciones que presentan incluso la estela de los proyectiles trazadores en vuelo hasta el punto de impacto, se ofrece la posibilidad de incluir globos que estallan si son impactados, se puede escoger entre siluetas de distintos tipos y configuraciones e incluso con opciones metálicas que caen al ser impactadas u otras que se pliegan y levantan para que sólo queden expuestas unos pocos segundos,…, todo ello contando con la innegable ayuda que se consigue después al valorar los resultados realmente conseguidos. Puede verse el punto exacto donde se realizan los impactos -bueno para saber fallos y mejor para reincidir en la confianza que da el acertar donde se pretende-, recrearse secuencias para que el operador vea sus reacciones y un largo etcétera de funcionalidades que son una ayuda excepcional a la hora de conseguir el objetivo formativo buscado. Para las fuerzas de Operaciones Especiales, o las unidades de asalto policial, ofrece la posibilidad de usarlo para realizar una presentación previa -el conocido “breafing”- de un determinado objetivo y de quienes están en él, visionando quienes intervendrán en la misión posterior detalles que harán que su trabajo allí sea más “quirúrgico” y de mejor resultado al haber “entrenado” anteriormente la resolución.

Kit “Low Light”

VirTra dispone de accesorios y complementos diversos para mejorar el entrenamiento y hacerlo más realista, como por ejemplo el kit “Low Light” que se compone de dos linternas que muestran la imagen de la pantalla allí donde se enfoca, el resto de la pantalla permanecerá oscura al igual que ocurriría en la vida real, simulando una intervención nocturna en la que el operador podrá experimentar intervenciones en situaciones de baja luminosidad.

 El Kit “Low Light” apaga la pantalla y tan solo muestra la imagen allí dónde el agente enfoca con su linterna.
El Kit “Low Light” apaga la pantalla y tan solo muestra la imagen allí dónde el agente enfoca con su linterna.

Armas dedicadas

VirTra también dispone de “armas dedicadas” en formato de HK-G36, M4, etc. que son perfectas para el entrenamiento pero incapaces de convertirse a armas de fuego. Una buena opción si se pretende disponer del “arsenal electrónico” junto al simulador con la seguridad que no son armas de fuego ni pueden convertirse a armas de fuego.

Contrato de Mantenimiento

Con la adquisición del simulador VirTra ofrece dos años de garantía que incluyen actualizaciones de software, nuevas situaciones y escenarios, nuevos personajes, nuevos blancos de tiro y el hardware necesario para poder implementarlos, así como mejoras operativas y de recursos para facilitar, todavía más si cabe, sus posibilidades. La opción de contratos de mantenimiento anual renovables hasta un total de cinco años permite disponer del equipo totalmente actualizado y con todas las opciones al día.

Por último comentar que me sorprendió un detalle de la presentación en Las Vegas. Los dos simuladores, tanto el V-300ML como el V-100 Marksmanship, estuvieron en marcha durante 96 horas ininterrumpidamente, 24 horas durante cuatro días que duraron las demostraciones. Son tan estables que no hubo de reiniciarlos ni una sola vez, y el paso de una configuración a otra apenas requería de un minuto y no falló ni uno solo de los disparos, evidenciando una superioridad sobre los demás simuladores.

Para más información contactar con el importador www.aasias.com

4 comentarios sobre “Simulador de Tiro avanzado VirTra”

  1. Buenas tardes, necesito información sobre los diferentes simuladores que tengan, ya que quiero adquirir uno con las armas para poder hacer real los diferentes juegos. Gracias y quedo atento para cualquier información.

  2. Estimado Gustavo,
    No existe un manual estándar ya que existen multitud de diferentes opciones. La formación es personalizada y se da con cada instalación.
    Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.